Los resfriados se curan solos

Los resfriados comunes o catarros de vías altas son el principal motivo de consulta de los padres en esta época. Cada año cuando empiezan el colegio o la guardería, coincidiendo con el descenso de las temperaturas, aparecen la tos y los mocos y los padres acuden a las consultas en busca de una solución de estos molestos síntomas.

La respuesta por parte de los pediatras siempre es la misma …

“los resfriados se curan solos, no hay que dar ninguna medicación”.

Normalmente a los angustiados padres esta respuesta no les acaba de convencer, pero la realidad es esta.

EL PORQUÉ DE LOS RESFRIADOS

En esta época del año, al bajar las temperaturas, comienzan a circular virus que sobreviven mejor en invierno. Muchos de ellos son los responsables de los resfriados y con ellos aparecen los mocos y la tos.

Los colegios y guarderías son caldo de cultivo de su transmisión por varios motivos:

  • La inmadurez inmunológica de los niños pequeños favorece su contagio.
  • La gran proximidad física entre ellos.
  • El uso continuado de objetos contaminados (juguetes, chupetes, …).
  • La falta de observación de los protocolos de higiene del personal, en ocasiones,  que cuida a los niños. Está científicamente demostrado que el lavado de manos es la mejor manera para no propagar la enfermedad.
  • Los locales están menos ventilados que en otras épocas del año. Un sabio decía, con razón, que “los resfriados se contagian cuando las ventanas de las escuelas están cerradas”

LOS SÍNTOMAS

Los síntomas de los resfriados son: mucosidad, obstrucción nasal, tos seca los primeros días para pasar a ser posteriormente productiva, irritabilidad o intranquilidad, fiebre (2-5 días habitualmente), malestar general y, en ocasiones, sobre todo si el causante del cuadro es un virus del tipo Rotavirus,  pueden aparecer diarreas y vómitos. La duración de los síntomas puede ser de hasta quince días. Por este motivo, con coger 4-6 catarros por temporada, la familia nos dirá que está resfriado todo el invierno.

Mocos

EVOLUCIÓN DEL RESFRIADO

Los resfriados pueden complicarse, aunque lo más frecuente es que no lo hagan y no hay ninguna medida de tratamiento orientada a evitar las complicaciones, sencillamente porque no existe.

Hay que vigilar el cuadro y estar atento a posibles síntomas que nos hagan pensar que la cosa no va bien como cambios en la frecuencia e intensidad de la tos, aumento del malestar general y/o fiebre alta y mantenida, sobre todo pasados los 3-4 primeros días, entre otros.

EL TRATAMIENTO

El tratamiento del resfriado es únicamente sintomático, orientado a aliviar los molestos síntomas que ocasiona en el niño y la ansiedad que, de rebote, produce en toda la familia. Por lo tanto si tiene fiebre o malestar se pueden usar antitérmicos. Es importante recordar que la fiebre es beneficiosa para el organismo y contribuye a mejorar la respuesta inmunológica frente al virus por lo que estos medicamentos son una opción, en especial, si hay malestar o el niño está quejoso.

Si la nariz está obstruida por mocos se beneficiará de lavados nasales con suero fisiológico, se puede repetir tantas veces como sea necesario. La hidratación es fundamental: agua y caldos.

También es importante cuidar la calidad del ambiente. La temperatura del dormitorio no debería superar los 18-19 grados, pues temperaturas superiores también contribuyen a resecar mucosas y consumir más oxígeno. En caso de que el ambiente sea muy seco por la calefacción se pueden emplear humidificadores durante cortos períodos de tiempo que evitarán el resecamiento de la mucosa nasal, aunque en niños que tengan o hayan tenido bronquitis no se aconseja, ya que podría desencadenar una irritación de las vías respiratorias bajas. En el caso de no tener un humidificador se puede colocar una bandeja con agua encima de un radiador en las estancias donde está el niño;  es un procedimiento igual de eficaz.

Levantar ligeramente la cabecera de la cama, puede contribuir a respirar mejor ya que evitamos que el moco que se va produciendo a nivel nasal,  resbale hacia la garganta provocando mayor irritación y la tos consiguiente.

LAS “TENTACIONES”

Debido a la ansiedad e impotencia que produce a veces en los padres asistir a evolución natural de la enfermedad es fácil que caigan en la tentación de buscar otros remedios. Veamos desde aquí unos cuantos:

Los antibióticos

Desde aquí debemos insistir en que los virus respiratorios no tienen un tratamiento específico a diferencia de las bacterias que atacamos con antibióticos, por lo que es importante recalcar que LOS ANTIBIÓTICOS NO CURAN LOS RESFRIADOS. Al contrario, si los usamos cuando no son necesarios, creamos resistencias y en procesos más graves de origen bacteriano en los que su uso será necesario, dejarán de ser eficaces.

Las esencias aromáticas

El uso de toallitas impregnadas con esencias de mentol o eucaliptus o cualquier otro aroma en crema aplicada a cualquier parte del cuerpo del niño (tipo Vicks Vaporub) no está indicado, pues pueden irritar aún más las vías respiratorias y aumentar la tos.

Los mucolíticos

En los niños menores de dos años no se debe usar ningún fármaco adicional como mucolíticos o antitusivos para el tratamiento del resfriado debido a los efectos adversos que pueden producir como taquicardia, adormecimiento e, incluso, convulsiones. De hecho en países como Francia los jarabes mucolíticos están prohibidos desde el año 2010 por la cantidad de notificaciones de sus efectos adversos.

En los niños mayores de dos años hay que tener claro que los medicamentos mucolíticos no curarán el resfriado ni disminuirán el tiempo que el niño tiene mocos, ni evitarán las complicaciones. Por el contrario pueden presentar efectos secundarios frecuentes como náuseas y vómitos. De hecho, su financiación pública fue retirada precisamente por carecer de beneficios probados. Queremos recalcar que antes de dar un jarabe o una medicación para el catarro (como para cualquier otra cosa) siempre se debería consultar al profesional sanitario sobre los posibles efectos secundarios, ya que son bastante frecuentes.

Los antitusígenos

En Canadá los antitusígenos no se recomiendan por debajo de los seis años y recientemente en nuestro país se ha prohibido el uso de supositorios para la tos que contienen derivados terpénicos (alcanfor, mentol, eucalipto) por la relación que se encontró con el riesgo de convulsiones y otros síntomas neurológicos.

En una revisión reciente del balance beneficio-riesgo de codeína para el tratamiento de la tos asociada a procesos catarrales publicada por la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios se han recomendado las siguientes restricciones de uso:

  • No utilizar codeína en menores de 12 años de edad, en pacientes metabolizadores ultrarrápidos de la enzima CYP2D6 del citocromo P450, ni en mujeres durante la lactancia.
  • No se recomienda el uso de codeína en pacientes de 12 a 18 años de edad que presenten compromiso de la función respiratoria.

Jarabes y preparados homeopáticos

Tampoco se deben de dar jarabes (tipo Stodal o Expecto-Dhu) y/o bolitas homeopáticas, pues no han demostrado ni en catarros ni en ninguna otra dolencia un efecto superior al placebo.

CONSIDERACIONES DIETÉTICAS Y NUTRICIONALES

Lácteos

Uno de los mitos más extendidos en cuanto a los catarros es que los lácteos producen más mucosidad: Es usual oír a “expertos” (farmacéuticos, pediatras, nutricionistas, etc…) decir que mientras dure el resfriado es mejor olvidarse de los lácteos, sobre todo de la leche. Pues bien, esta afirmación no tiene ninguna base científica.

Existe evidencia de que la leche no aumenta la mucosidad (Aquí, aquí y aquí) en personas sanas ni altera las pruebas funcionales respiratorias en asmáticos (no agrava los síntomas). Lo que sí puede ocurrir es que personas con alergia a los lácteos o intolerancia a la lactosa tengan ataques de asma o sintomatología asociada, nada que ver aunque hay que dejar claro que la intolerancia a la lactosa NO PUEDE DAR ASMA). Por tanto, retirar el consumo de lácteos es una creencia no justificada. Si estás resfriado y te apetece un vaso de leche calentita, tómalo sin remordimientos.

Miel

Tampoco hay evidencia científica de que tenga propiedades antitusígenas. Pero sí es cierto que es demulcente, lo que significa que al ser una sustancia viscosa ayuda a proteger las zonas inflamadas e irritadas. Por supuesto, hay estudios a favor de la miel, sin embargo nosotros recogemos la opinión de las autoridades sanitarias al respecto y la de Julio Basulto, reconocido dietista-nutricionista en este artículo.

Sobre la miel debéis saber dos cosas:

  1. No podemos dar miel a  los niños menores de un año ya que puede contener esporas de germen Clostridium botulinum y provocar una grave enfermedad denominada Botulismo.
  2. La miel es un azúcar y como tal debe ser consumida con mucha moderación sea cual sea la edad (este consejo es para todos).

Vitamina C

El zumo de naranja o la vitamina C, no han demostrado ser muy efectivos contra el catarro (salvo en altas concentraciones de dicha vitamina). Recordad que los zumos (aunque sean naturales) no son recomendables ni comparables a comer fruta entera.

No sigamos alimentando mitos nutricionales.  El ajo, los suplementos de zinc o la equinácea, no harán que nos resfriemos menos.

Nuestra recomendación, seguir durante todo el año una dieta saludable (a base de verduras, hortalizas, fruta, frutos secos, cereales integrales, legumbres, pescado, carne blanca y huevos), hacer ejercicio y tomar el sol (buena dosis de vitamina D) pero mejor con protección como nos explica  aquí Boticaria García.

PREVENCIÓN

Hay medidas de prevención que se pueden llevar a cabo tales como:

  • Promover el lavado de manos entre los niños y los adultos;
  • Lavado frecuente de juguetes y chupetes intentando evitar el intercambio entre niños;
  • Mantener una higiene muy estricta en el manejo de los pañales y más aún en la manipulación de alimentos.
  • Dar “fiesta” varios días al niño para no expandir el virus a los compañeros o añadir un virus nuevo al que ya tenía  hospedado

SABES_ESTORNUDAR_CORRECTAMENTE

Y si por desgracia ya lo tenéis encima, deciros que lo realmente efectivo es el descanso, beber agua, mucha paciencia y los paquetes de pañuelos, o tener a mano, como hacen algunas guarderías, un rollo de papel higiénico ultrasuave para no irritar la delicada piel de los vestíbulos nasales

Finalmente os dejamos estos puntos a modo de resumen:

  • Es frecuente que se enfríen a menudo durante el año.
  • El lavado de manos es fundamental para evitar el contagio.
  • El tratamiento del resfriado se basa en mejorar el estado físico general, es decir, tratar los síntomas.
  • No se tratan con antibióticos.

9 Comments

  1. Habeis descrito magnificamente, todo lo que se sabe hoy dia de los resfriados.
    Realmente sabemos muy poco de como combatir directamente a los virus.
    Pero hay algo que quiero remarcar y que habeis comentado al final, a mi juicio con poca intensidad:
    Una alimentacion saludable como la que proponeis en pantomaka,si es efectiva en la PREVENCION DE LOS RESFRIADOS.
    A mi juicio, y estoy estudiando el tema desde hace años, una alimentacion saludable basada en la Dieta Mediterranea Tradicional, puede reforzar los sistemas inmunitario e inflamatorio del organismo, de modo que la respuesta frente a los virus es mas contundente y la sintomatologia mucho menor. ¡Enhorabuena por el articulo!

    Me gusta

    1. Gracias por tus halagos, Fernando. Posiblemente estás muy en lo cierto en tus afirmaciones y esa estrategia a la que aludes es una más dentro de tantos caminos como hay abiertos para combatir los virus. Por desgracia no son más que medidas de apoyo que pudieran lograr una mengua en la semiología pero que carecen de evidencia como para etiquetarlas de medidas de prevención infalibles.
      Gracias de nuevo por tu aportación y recibe un cariñoso saludo.

      Me gusta

    2. Eso de los lácteos es muy discutible,no lo comparto,los lacteos es desastroso para nuestro S.Inmune.Respecto al sol , si te pones protección, bloqueas la entrada de los beneficios del sol en nuestra piel.

      Me gusta

      1. Antes que nada agradecer tu aportación,
        Por lo que sabemos hasta ahora tu afirmación sobre los lacteos es bastante aventurada. Es más te recuerdo que como mamíferos nos alimentamos exclusivamente de lacteos mientras nuestro sistema inmune se está desarrollando con mayor intensidad.
        Sobre las exposiciones solares está claro que se debe encontrar el equilibrio entre la absorción de radiación solar, tan beneficiosa para esos procesos metabólicos que citas, y la sobreexposición, demostradamente perjudicial.
        Un saludo.

        Le gusta a 1 persona

  2. Quiero hacer un comentario sin animo de polemizar, sino únicamente de contribuir.
    Respecto a los efectos anti-inflamatorios de la Dieta Mediterránea, empezamos a tener evidencia notoria, como es el estudio Predimed, aunque está realizado en adultos.
    Hace unos meses me publicaron un artículo “Mediterranean diet and childhood asthma” que podéis ver en el blog de Mi pediatra on line y que público hace unos días en http://www.mipediatraonline.com/?s=nutricion+y+asma+infantil
    En este artículo expongo la relación que hay entre los catarros que originan híper-reactividad bronquial y el abandono de la Dieta Mediterránea. Creo que se puede empezar a caminar en esta dirección, aunque el camino esté recién iniciado y haya todavía poca evidencia.
    Entiendo, por lo que he leído en vuestra web que destacáis mucho la relación entre la pediatría y la nutrición.
    Creo que a vosotros os gustará.
    En cuanto al comentario de Eneique, creo que tiene algo de razón. Tampoco tenemos mucha evidencia, pero hay algunas cosas que matizar y que me gustaría ampliaros con más detalle en artículo que hoy mismo me han publicado en http://www.dietistasnutricionistas.es/hay-vida-mas-alla-de-la-leche-de-vaca/
    Como veis, estoy de estreno. Me he echado al ruedo esta semana, y espero dar un poco de guerra.
    Tenéis toda mi consideración. Os deseo Felices fiestas de Navidad.

    Me gusta

  3. Muchas grácias…
    Súper bien explicado.
    Ahora nos acompaña un resfriado con tos y mocos en nuestra peque de 2 y 1/2… es muy complicado hacerle lavados….y hacemos lo q podemos…
    Hoy tenia temblores pero tenia febrícula….

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s